banner convenio.jpg

Inicio Noticias “El capitalismo esencialmente se ahoga bajo el peso de sus propias contradicciones”
“El capitalismo esencialmente se ahoga bajo el peso de sus propias contradicciones” PDF Imprimir E-mail
Jueves, 15 de Septiembre de 2016 15:03

*Explicó doctor Anselm Jappe, del Colegio Internacional de Filosofía con sede en París.

“Hablar de la crisis del capitalismo no es hacer profecías: es algo que ya ha ocurrido”, señaló el doctor Anselm Jappe, académico del Colegio Internacional de Filosofía con sede en París, quien realizó una visita académica al Instituto de Filosofía de la Universidad de Valparaíso, con el respaldo del Convenio de Desempeño para las Humanidades, Artes y Ciencias Sociales, UA0901.

Jappe es director de programa en el Colegio Internacional de Filosofía, especialista en teoría del arte de vanguardia y uno de los representantes más destacados de la “teoría del valor” inspirada en Marx. Entre las actividades que desarrolló en la UV destaca la conferencia “Narcisismo y fetichismo de la mercancía: algunas observaciones a partir de Descartes, Kant y Marx”, presentada en el Coloquio Internacional “Capitalismo, crisis y subjetividad”. Consultado sobre si la crisis del capitalismo podría conducir al posicionamiento de otro modelo, el doctor Jappe explicó: “Ya hace décadas el crecimiento económico terminó en todo el mundo y hay una pobreza creciente, incluso en los países más ricos. Incluso, la economía allí donde da la impresión de que todavía funciona, se basa en el crédito. Por otro lado, uno observa la incompatibilidad entre razón económica y razón ecológica. Por ejemplo, en el caso del proyecto de modificación del puerto que está en discusión en Valparaíso, uno ve cómo en pro de otra inversión se quiere sacrificar lo poco que queda de naturaleza. Y allí incluso donde se han anunciado milagros económicos, como en la India o en China, tampoco duró mucho”.

Ahora, añadió, estos hechos “no son sinónimo de un paso hacia algo mejor. El capitalismo no está en crisis como consecuencia de algún tipo de movimiento revolucionario, que esté en preparación de cambiarlo y proponer algo mejor: se ahoga esencialmente bajo el peso de sus propias contradicciones. Esto podría efectivamente liberar el espacio a soluciones alternativas, pero no está en ningún caso garantizado”.

Respecto de lo que sucede específicamente con el capitalismo en América Latina, Anselm Jappe explicó que a su juicio, en este continente hay “algunas instancias positivas, sobre todo en los movimientos indígenas, en los países andinos o en México. Sobre todo en donde estos movimientos no están tomados por reivindicaciones identitarias, allí donde no se trata de afirmar la identidad ancestral, sino más bien la posibilidad de otras maneras de vivir; movimientos que pueden incluir a otras personas, no exclusivamente a los indígenas, como es el caso en Chiapas, en México. Igualmente, pienso que la experiencia argentina de la autogestión puede contener también elementos positivos”.

Según señaló, la fórmula para superar los problemas no puede ser impuesta: “No se puede reformar la sociedad desde lo alto; el fracaso total del chavismo en Venezuela lo demuestra otra vez”. Es decir, los cambios deben provenir desde las comunidades. Ejemplificó Jappe: “Tengo la impresión de que incluso en Chile hay una cierta sensibilidad ecológica; esto es algo muy positivo, me parece, ya que hasta los años ’70 u ’80, a groso modo, todo el mundo estaba de acuerdo con el proyecto de un desarrollo industrial a todo precio, nadie reclamaba contra las minas o las represas, las autopistas, los grandes puentes. Antes el único asunto consistía en saber a quién beneficia; hoy día hay una conciencia mucho más amplia y continua de este tipo de situaciones”.

Sin embargo, “esta siempre es una situación inestable. Por ejemplo, es bastante decepcionante lo que ocurre con el movimiento de Morales en Bolivia, un movimiento que surgió de una revolución y que se terminó replegando en la exportación de hidrocarburos como única fuente de la economía”.

La visita del doctor Anselm Jappe a la Facultad de Humanidades de la Universidad de Valparaíso se concretó con el apoyo del Convenio de Desempeño para las Humanidades, Artes y Ciencias Sociales (UVA0901). Fue recibido por el profesor Adolfo Vera, director del Magíster en Filosofía.

 
 

Autenticación